Películas de miedo: los tradicionales del cine de terror

Con el propósito de ocasionar repugnancia, inquietud o bien pánico, las películas de terror pueden agregar capítulos de violencia física y terror sicológico. Estos pueden ser estudios de personajes desfigurados, desequilibrados, psicóticos o bien malvados; historias de monstruos espantosos o bien animales malévolos; o bien thrillers de misterio que emplean la atmosfera para producir suspense. Además de esto, el género de terror habitualmente se sobrepone a las películas de ciencia ficción y al cine negro.

El género del cine de terror fue estrenado por el expresionismo alemán. El estudiante de Praga, una de las primeras películas alemanas que trata sobre una doble personalidad, y El golem, basada en la historia legendaria judía medieval de una figura de arcilla que cobra vida, fueron las primeras películas de terror influyentes.

En la década de mil novecientos veinte, resaltan películas alemanas como Nosferatu, la primera grabación de la historia de Drácula. Al tiempo, en USA se generaron múltiples películas de terror sobresalientes en la década de los años veinte, como doctor Jekyll y Mr. Hyde, se transformaron en un tradicional del cine mudo.

Por último, el enorme éxito popular de Drácula, Frankenstein y La momia en los años treinta dio sitio a una larga serie de películas de terror de éxito, afianzando el género.

La repercusión de la ciencia ficción sobre las películas de terror empezó a ser palpable en la década de mil novecientos cincuenta, con temáticas sobre monstruos de otros planetas y mutaciones de animales, como es el caso de Godzilla (mil novecientos cincuenta y cuatro).

Después se prosiguieron rodando películas complejas de tipo thriller de misterio, como Psycho (mil novecientos sesenta) de Alfred Hitchcock y Repulsion (mil novecientos sesenta y cinco) de Roman Polanski.

Con el tiempo, el género cinematográfico de terror llegó a estar representado por múltiples subgéneros, entre ellos películas sobre lo sobrenatural, como El exorcista (mil novecientos setenta y tres) y El brillo (mil novecientos ochenta); las películas de sicópatas, como Halloween de John Carpenter (mil novecientos setenta y ocho); y thrillers de ciencia ficción, como Alien (mil novecientos setenta y nueve) de Ridley Scott. La popularidad de las películas de terror de bajo presupuesto y de serie B medró con la introducción en la década de mil novecientos setenta del vídeo y la T.V. por cable.

Hoy día, el cine de terror está muy diversificado y, en las últimas décadas, infinidad de películas de temor han proliferado, siendo ciertas de ellas muy resaltables, como Poltergeist, El sexto sentido y Los otros.

¿En pos de tradicionales para festejar Halloween? En esta galería, hacemos un repaso por las películas de terror más icónicas.

Y si eres un apasionado al cine de terror, no te pierdas este artículo: ¿por qué razón nos agrada pasar temor?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *