Los vampiros no tienen alergia al sol, mas ciertas personas sí

¿De qué forma sé si soy alérgica al sol?

La manera adecuada para saber si se padece de urticaria solar es por medio de un test singular con una lámpara de rayos UVA y UVB en un ambiente controlado y efectuado por un especialista en urticarias. Todo esto siempre que la historia clínica sugiera esta enfermedad como posible.

Una vez diagnosticada, la primera pauta es eludir la exposición dentro de lo posible, ya que se puede padecer una reacción grave y ser peligroso para el paciente. Aparte de las medidas citadas arriba para resguardarse del sol, asimismo se pueden tomar antihistamínicos para supervisar los síntomas.

En el caso en que las medidas libres no sean suficiente o los síntomas sean muy graves, existe la opción de empezar un tratamiento contra la molécula IgE (responsable de las reacciones alérgicas), si bien su eficiencia no siempre y en toda circunstancia está asegurada.

¿Son los vampiros alérgicos al sol?

Tras todo lo descrito sobre enfermedades provocadas por el sol, podemos elucubrar en si la reacción que padecen los vampiros frente a la exposición solar se puede delimitar como una “alergia”. Ya sea en libros, series o películas, esta afección está representada de distintas formas.

Hay un extenso fantasma de síntomas que aparecen en el momento en que un vampiro entra en contacto con la luz del sol. Tenemos desde los síntomas más leves que se ven en la saga Crepúsculo hasta los más graves (llegando a aun ser mortales), como se observan en Buffy Cazavampiros o Entrevista con el Vampiro.

No obstante, no acostumbramos a ver a ninguno de estos conocidos vampiros de qué manera se les enrojece la piel, padecen picores o presentar lesiones en la piel que encajen con un perfil de reacción alérgica.

A falta de una investigación efectuado con vampiros, podemos finalizar que con base en las reacciones que padecen cuando se exponen a la luz solar, no se trata de una reacción alérgica. Quizá podría encajar más con una reacción cancerígena exagerada y acelerada, a lo largo de la que la piel semeja arder o desintegrarse.

En cualquiera de los casos, en el día de hoy recomendamos tomar a los vampiros como un ejemplo y adoptar las medidas precisas contra la exposición solar, por el hecho de que ya sea por alergia o cáncer, más vale prevenir que sanar.

Referencias:

Currell et al. dos mil veintidos. Mode of Birth Is Not Associated With Food Allergy Risk in Infants. J Allergy Clin Immunol Pract. doi: cero 10.1016/j.jaip.2022.03.031

Kiefer. Solar Urticaria. GA²LEN – UCARE and ACARE. trece de mayo de dos mil veintidos. YouTube (https://www.youtube.com/watch?v=CJpaIBd02IA)

Maurer et al. dos mil dieciocho. How to Approach Chronic Inducible Urticiara. J Allergy Clin Immunol Pract. doi: 10.1016/j.jaip.2018.03.007.

Demaree. Mayo Clinic Health System. Skin cancer and cinco simple steps to help prevent it. veinticinco de mayo de dos mil veintidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.