Irse a dormir a esta hora reduce el peligro de enfermedad cardiaca

Si deseas tener un corazón sano, lo mejor es irse a dormir temprano, si bien no demasiado. Entre las veintidos y las veintitres es el intervalo idóneo para disminuir al mínimo el peligro de desarrollar una enfermedad cardiaca.

El estudio, publicado en el European Heart Journal – Digital Health, examinó a ochenta y ocho y veintiseis personas en el estudio UK Biobank, reclutadas entre dos mil seis y dos mil diez y halló que los que se dormían a medianoche o bien aun después, tenían un veinticinco por ciento más de peligro de enfermedad cardiovascular. La edad promedio de los participantes del estudio fue de sesenta y uno años, con un rango de cuarenta y tres a setenta y nueve años, y el cincuenta y ocho por ciento eran mujeres.

A través de un dispositivo de seguimiento puesto en la muñeca, los científicos pudieron compilar datos sobre el tiempo que las personas durmieron y se despertaron en el trascurso de 7 días.

A lo largo de este tiempo, tres mil ciento setenta y dos participantes desarrollaron enfermedad cardiovascular, y la incidencia fue más alta en aquellos con horas de sueño a la medianoche o bien después, y más baja en aquellos que se iban a dormir entre las diez p. m. y las diez.59 p. m.

Los resultados

El equipo descubrió que de los tres mil ciento setenta y dos participantes, mil trescientos setenta y uno se quedaron dormidos tras la medianoche en promedio a lo largo de los 7 días de empleo del dispositivo, mil ciento noventa y seis se quedaron dormidos a la hora desde las once p.m. y cuatrocientos setenta y tres se quedaron dormidos a la hora desde las diez p.m. Solo ciento treinta y dos se quedaron dormidos ya antes de las diez de la noche.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.