Beneficios de echar la siesta para la salud

La siesta no es solo cosa de bebés. Los estudios prueban que una siesta por la tarde asimismo es genial para los adultos. No resulta necesario sentirnos perezosos por gozar de unos minutos de sueño en el sofá de la casa o en una hamaca colgante de la terraza. Una siesta corta a media tarde puede alentar la memoria,  levantar el ánimo, y calmar el agobio, siempre que sea un sueño reparador.

Acomódate y descubre los beneficios de echar la siesta para la salud.

1. Mejora tu memoria

Los estudios han probado que el sueño juega un papel esencial en el almacenaje de recuerdos. Una siesta puede asistirte a rememorar las cosas que has aprendido más temprano en el día tanto como una noche completa de sueño. La siesta marcha para eludir que olvides cosas como las habilidades motoras, la percepción sensorial y el recuerdo verbal.

dos. Puedes conectar los puntos más de manera fácil

La siesta no solamente nos ayuda a rememorar las cosas que terminamos de aprender, sino asimismo ayuda a nuestro cerebro a establecer conexiones entre las cosas que descubre. Dismuyen la somnolencia y mejoran el desempeño cognitivo. Unos minutos de sueño todos y cada uno de los días a exactamente la misma hora se asocian con una mayor agilidad mental. Dormir a lo largo de la tarde entre la 1 p.m. a las tres p. m. puede acrecentar la fluidez verbal, la conciencia de localización y la memoria de trabajo.

tres. Es buena para tu corazón

Una siesta ayuda a tu corazón. Una investigación halló que las personas que dormían de cuarenta y cinco a sesenta minutos tenían una presión arterial más baja tras pasar por agobio mental. Dormir unos minutos al día puede asistir a tu cuerpo a recobrarse de situaciones llenas de presión y ayuda a prevenir inconvenientes cardiacos ya que dismuyen significativamente los niveles de presión arterial.

cuatro. Las siestas son mejores que la cafeína

Si te sientes fatigado mas debes trabajar o estudiar, quizá sea mejor que tomes una siesta ya antes que un café. En comparación con la cafeína, aparte de sostenerte alarma, la siesta puede prosperar la memoria y el aprendizaje

cinco. Levanta tu estado anímico

Si te sientes deprimido, procura tomar una siesta para levantar el ánimo. Tomar una siesta, o sencillamente reposar a lo largo de una hora sin quedarse dormido, puede progresar tu perspectiva. Los especialistas afirman que la relajación que procede de acostarse y reposar mejora el estado anímico, se duerma o no.

seis. Las pequeñas siestas traen importantes beneficios

Dormir solo diez minutos puede ser muy ventajoso, procura sostener tu siesta en treinta minutos o menos a fin de que no te despiertes sintiéndote más agotado. Ese atolondramiento que puedes sentir tras una siesta larga lleva por nombre inercia del sueño. Cuanto más tiempo duermas, más probable es que tengas esa sensación y más tiempo precisarás para despertarte absolutamente y hacer la transición de regreso al trabajo.

siete. Las siestas te asisten a dormir mejor en la noche

Si bien parezca irrazonables, tomar una siesta a lo largo del día puede asistir a los adultos mayores a progresar el sueño nocturno. Los estudios muestran que una siesta de treinta minutos entre la 1 p.m. y tres p. m. conjuntada con ejercicio moderado, como pasear y estirarse de noche, ayuda a progresar el sueño nocturno y la salud mental y física generalmente.

ocho. Asimismo ayuda a los pequeños

Muchos pequeños en edad preescolar dejan de dormir la siesta mucho ya antes de ingresar al jardín de infantes. El hecho es que las siestas son esenciales para el aprendizaje y el desarrollo a esa edad. Los pequeños que toman siestas con regularidad pueden rememorar mejor las cosas que aprendieron. Puesto que las reservas de memoria en un corto plazo son limitadas a esa edad, los pequeños más pequeños precisan dormir con más frecuencia. Es una parte esencial de de qué manera el cerebro se aferra a los recuerdos.

Posiblemente tomar una siesta no garantice el éxito en todos y cada uno de los aspectos de tu vida, mas claramente va a mejorar tu salud y va a ayudar a reiniciar el cerebro. Así que no te sientas culpable por tomarte esos minutos al día, puedes ir a echarte la siesta sin preocupación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.